Nuestro lema:

El esfuerzo compartido es la esencia de la AMISTAD y la clave de los éxitos incomparables..."TODOS PARA UNO Y UNO PARA TODOS"
25 Aniversario (1989 - 2.014):
Veinticinco años de experiencia entrenando a corredores de todos los niveles a tu entera disposición, para que logres tus objetivos y éxitos personales

jueves, 23 de febrero de 2012

TAN FACIL COMO CORRER ES SABER CÓMO HACERLO (2ª parte)

- Si correr es la actividad diaria que más nos gusta hacer ¿por qué vamos con prisas para empezar y terminar? Disfrutemos desde el momento que nos ponemos las zapatillas, realicemos pacientemente los ejercicios de estiramientos y luego corramos con tranquilidad, sin agobios. Habrá algún día que no sea así, pero la mayoría de días deberían serlo. Correr no debe ser estresante, todo lo contrario... Disfrutemos de las sensaciones que nos produce correr.
- Y cuando terminemos nos cambiaremos la ropa con prendas secas y posteriormente volveremos a realizar ejercicios de estiramientos. Estiraremos siempre sin rebotes, manteniendo la posición unos 15” o 20” y esto alargará nuestra vida deportiva. Mi único y excelente entrenador una vez me dijo: "Franc, terminar de entrenar sin hacer los estiramientos es como si no hubieras entrenado”. ¡Ufff! Si por ahorrarme esos diez o quince minutos de hacer los ejercicios de estiramientos no servía el “machaque” que me había metido antes ¡¡vaya faena!!… Al principio me resultaban una obligación, hoy en día se han convertido en otra parte importante del entrenamiento diario porque sé que previenen posibles lesiones y porque también predisponen a todos los músculos y articulaciones a rendir con mayor eficacia.
- A todos los padres que hacen de entrenadores de sus hijos les diré que es muy difícil tener un hijo “campeón”, ¡¡es súper dificil!!. Es más importante el ser conscientes que nuestros hijos están metidos en este sensacional mundo del deporte para no preocuparnos pensando con qué y con quién andarán. Digo esto porque veo algunos padres gritando a sus hijos (a veces berreando) porque no van en posiciones más delanteras (incluso a algunos sólo les falta el látigo para azotarlos para que corran más, como si de caballos de carreras se trataran). Con el tiempo la mayoría de estos niños abandonan el atletismo por la presión psicológica creada. Un chaval cuando se pone el dorsal y oye el disparo de salida lo da todo por instinto natural ¡¡si nos pasa a los más mayores también!!.
Si en lugar de gritarles: “¡corre más, coge y adelanta al de delante!”, (cuando el chaval ya va exhausto porque realmente no puede más), y a cambio le animamos diciendo: “¡Venga, vas fenomenal, intenta regular el ritmo, ánimo, lo estás haciendo muy bien, ya queda menos fiera!”, y al llegar a meta le valoramos el esfuerzo realizado dándole una merecida enhorabuena, seguro que con el tiempo el padre podrá estar orgulloso de haber educado a un excelente deportista. Y este será el mayor éxito ¡¡para ambos!!. El chaval sentirá para bien el ser deportista y el padre que él lo sea. Lo de ser campeón es otra historia, complementaria siempre y muy, muy difícil de saber llevar. Donde haya un excelente padre y un excelente deportista que se quiten cien campeones.
Estadístcamente el 99% de los "niños campeones" abandonan la práctica deportiva antes de cumplir los 18 años de edad, justo la ideal para comenzar a hacer deporte de verdad. Hay que decir que ser campeón a temprana edad NO SIRVE DE NADA. Por poner un ejemplo: Prácticamente nadie conoce al campeón/campeona de España de 1.500m juvenil del año 2.007 (salvo sus padres y amigos más cercanos). ¡¡¿Tanto esfuerzo para tan poco "reconocimiento"?!! y luego muchos abandonan porque ya no están motivados para ganar nada más, pues el listón y presión que tienen es demasiado alto. Y llegada esa edad otros chavales que hasta ese momento no habían entrenado tan duro y que habían dejado que sus cuerpos se desarrollaran complétamente de manera relajada y natural comienzan a saborear una mejora deportiva a pasos agigantados. Mejora que les motiva a practicar deporte para toda la vida. Y sí, estos tienen muchas más posibilidades de convertirse en grandes deportistas para toda la vida.
Por otra parte decir que un altísimo porcentaje de los grandes campeones nacionales y mundiales, apenas destacaron en edades tempranas, ya que pasaron su niñez y adolescencia "jugando", divirtiéndose.
Por todo esto yo no motivaría a un hijo, aun teniendo posibilidades, a que entrenara duramente para lograr una mínima nacional antes de los 18 años (categoría junior), se lo quitaría de la cabeza continuamente para evitar su muy posible fracaso futuro (dejar de correr). Otra cosa sería que entrenando de manera muy normal, "jugando", sin terminar exhausto, ni por los suelos en alguno de los entrenamientos, y sólo debido a sus cualidades genéticas naturales lograra esa marca mínima, pues sólo entonces lo invitaría a participar en estos campeonatos para que adquiriera experiencia a ese nivel y que muy posíblemente le serviría en las categorías ya serias: Promesas, seniors y veteranos, donde el atleta ya tiene la madurez física y mental adecuada.

3 comentarios:

Alberto dijo...

Buenos días Franc y encantado de leer tus post , siempre llenos de buenas recomendaciones y de mucho tacto y cariño hacia este bonito deporte. Si eres tan amable ,me gustaría hacerte una pregunta que me inquieta bastante. Tengo un hijo de 12 años recién cumplidos y lleva practicando este deporte en un club de atletismo 3 años. Es super competitivo y lo dá todo en las carreras . Le encanta entrenar e ir a las carreras, haciendo en algunas carreras de los primeros ( cosa que a mí me dá igual ), pero que a mi hijo no.En la mayoría de las carreras que por cualquier motivo no está contento con el puesto , coje cada disgusto que hasta a veces se me ha puesto a llorar.Por más que he hablado con él y le he explicado que lo importante es hacer deporte , estar con los amigos y disfrutar del ambiente , no hay manera. Menos mal que luego se le pasa pronto , pero no me gusta esa presión que se mete y no sé la manera de intentar resolver el problema. Si eres tan amable y puedes darme algunas pautas , te estaría muy agradecido. Perdona por lo extenso del comentario y agradecido de antemano. Un abrazo.

Entrenador dijo...

Hola Alberto: Como padre ¡Qué suerte ser como eres!! esa suerte tiene tu hijo. Es genial además que a tu hijo le encante correr.
Tu papel es fundamental para que él aprenda a aceptar los resultados que obtenga en cada carrera, haciéndole ver (por tu rostro tranquilo mientras le hablas), que te ha encantado su manera de competir y esforzarse, viendo cómo le da la mano tnto a los que le vencen y a los vencidos durante la prueba (¡¡ESO ES SER UN GRANDISIMO DEPORTISTA!!). Explicarle que el resultado es una consecuencia de muchos factores y no sólo de esforzarse mucho o poco.
Debe aprender que la victoria y la NO Victoria son las dos caras del deporte con las que hay que convivir SIEMPRE, SI REALMENTE SE QUIERE SER DEPORTISTA (no se puede ser egoista y sólo pretender una cara, hay que acepatar las dos). Que no se es mejor ni peor por ganar o por no ganar, y que tú com padre siempre estarás orgulloso de ver cómo él se cuida, se entrena y esfuerza en cada competición, sin importarte el resultado final. Dile que es un grandísimo ejemplo para los demás pese a lo joven que es, por aceptar todo lo que conlleva el deporte.

Jose Prieto dijo...

Mi opinión sobre los chavales es que no caen en las manos que merecen caer. A su vez falta lo que yo llamo intuición e instinto que falta a veces para ojear a los posibles y buenos atletas, es dificil pero no todos los entrenadores tienen ese sexto sentido y hace que se pierdan futuros valores del atletismo.
Cuando yo tenía 17 años lo recuerdo bien estaba en la pista corriendo con algunos amigos y estaba un gran entrenador de atletismo que no nombraré, cuando terminamos se acercó y nos dijo teneis fuerza pero no sabeis correr, os falta técnica. La verdad que que no le di importancia por aquellos tiempos pero ahora pienso si en vez de decirnos eso nos hubiera apoyado para incorporarnos algún grupo de atletismo e intentar probar esa fuerza como decia ????.